El vino es fundamental para nuestro país

El vino es fundamental para nuestro país

Por autor: 

9 septiembre, 2020

En España el vino es muy importante, pues es de los productos en los que destacamos por la gran calidad de nuestros caldos. Una gran parte del vino que se tome en el mundo suele tener marca española.

No debemos olvidar que el vino utiliza, dentro de nuestras fronteras, una gran cantidad de personas, como podemos ver en la vendimia. En sitios como la Ribera del Duero, la Rioja o en zonas de La Mancha, todos los años hay multitud de personas que recogen la uva que al final es lo que termina dando como resultado el vino.

Además, no solo la vendimia da trabajo, existe un grupo de personas que trabajan en la industria del vino, que es su elaboración, por lo que hay mucha más gente que vive del vino, de una forma u otra.

Según una noticia que fue publicada en los medios, España es el país mundial que tiene más viñedos aunque es el cuarto país del mundo en cuanto a producción. Si hablamos de calidad, desde luego que está entre los mejores, por lo que como dicen desde Plantvid.com  es evidente que estamos ante una industria que funciona y que puede tener gran rentabilidad para los intereses a nivel nacional. No dudemos que la apuesta por la actividad vinícola es la que llega a tener como consecuencias que el vino es un producto de lo más español, algo que también ayuda a que se consuma bastante, tanto en España como fuera de nuestro territorio nacional.

Si vamos a más informaciones, se puede hablar de lo que ocupan los espacios dedicados al cultivo de viñedo en España. La superficie casi es del millón de hectáreas, lo que hace evidente que la importancia que tiene este cultivo en España es importante y hace que goce de una gran popularidad en estos tiempos que corren, algo que merece la pena tenerlo en cuenta.

Son datos que evidencian lo importante que es el mundo del vino para España, pues es toda una de las más importantes señas de identidad de la gastronomía española y es una oportunidad magnífica para hacer negocio, sin duda alguna. Cada vez hay más personas que gustan de ir realizando actividades que estén en contacto directo con el cultivo del vino.

Destacan especialmente los profesionales que se especializan en la venta de plantas y cepad de vid, pues son los que nos confirman que muchas personas apuestas por adquirir productos para potenciar el aumento de la comercialización del vino.

Siempre es un producto que dice mucho de nosotros

Desde luego que en España tenemos la gran suerte de que hay una gran cantidad de productos que son los culpables de que la gastronomía esté entre las punteras del planeta. Si que es cierto que contamos con productos famosos como la paella o el gazpacho que son de magnífica imagen para España, pero el vino es el que es el mejor, ya que no hay producto español que termine siendo tan internacional como este, lo que hace que sea de gran importancia en el plano comercial.

Esto es lo que ha hecho que se diga que el vino al final es el mejor producto que hace que España se sepa dónde está. Si que es verdad que Francia o Italia tienen gran poder vinícola, pero el español cuenta con una calidad que es muy alta, por lo que en muchos concursos suele imponerse a vinos franceses, italianos o de otras zonas del mundo.

El gran potencial que tiene el vino ha hecho que se vuelquen las empresas vinícolas de este país y que se le considere un buen lugar en el que invertir dinero. Por todo ello, las exigencias a nivel de calidad cada vez son más altas. No hay que desperdiciar la oportunidad que tenemos, pues España tiene una de las mejores tierras y climas para poder producir buen vino.

Quizá deberíamos saber vendernos mejor, algo que podríamos hacer extensible a otros sectores y no solo al del vino, pero eso ya es harina de otro costal. No nos cansaremos decir que el vino todavía puede ser incluso más aprovechado y seguir promocionando no solo las ventajas que tiene, también puede servir de acicate para el enoturismo.

En estos momentos en los que el turismo de interior parece estar creciendo, merece la pena tener en cuenta todo lo que tiene para ofrecernos y apostar por él.

Como vemos, el vino es una de las estrellas en la oferta de España, no solo gastronómica e industrial, también turística. Esperamos que las administraciones sigan apostando por él, tanto como la iniciativa privada.