Trucos para suavizar el paso del tiempo

Trucos para suavizar el paso del tiempo

Por autor: 

29 agosto, 2017

Manos y ojos, esas son las zonas de nuestro cuerpo donde más se nota el paso de los años. Las manos se arrugan, irremediablemente, y hacen visibles los surcos del tiempo y las huellas del trabajo. Los ojos dejan paso a las patas de gallo y los párpados de hinchan y oscurecen. Pero siempre hay trucos, tratamientos y profesionales que pueden ayudarnos a ralentizar y disminuir esas señales.

Manos

  1. Agua y jabón: puede parecer obvio pero el uso del agua y el jabón ayuda mucho a la piel de nuestras manos de cara a su cuidado. La higiene frecuente es el primer paso que debemos dar para mantenerlas libres de impurezas. Eso sí, de ser posible utiliza un jabón neutro y suave para no alterar el pH de la piel. También podemos usar un gel antibacteriano.
  2. Crema hidratante: utilízala con cierta periodicidad y asiduidad. Al salir del baño, antes de salir a la calle en invierno, después de lavarte las manos… lo mejor es llevar contigo siempre una pequeña crema de manos en el bolso para poder aplicártela siempre que sea necesario.
  3. Guantes. Si bien es verdad que no pasa nada porque freguemos una vez los platos sin guantes, la realidad es que el trabajo continuado con nuestras manos en ciertas laborales del hogar y otros trabajos puede dañar nuestra piel notablemente. Los detergentes y productos químicos son agresivos con la piel de las manos y pueden provocarnos problemas así que es mucho mejor usar guantes para prevenir.
  4. Adiós al agua caliente. Puede ser ideal para desinfectar y reblandecer ciertas manchas en la ropa pero no para nuestras manos ya que el agua caliente acaba con los aceites naturales de la piel y provoca sequedad y flacidez. Es mejor que nos lavemos con agua templada o, preferiblemente, agua fría.
  5. La exfoliación no es sólo para el rostro. Estamos acostumbradas a comprar exfoliantes para la piel del rostro con el fin de luchar contra puntos negros y espinillas, pero en las manos acabar con las células muertas de la piel también nos puede ayudar en muchos aspectos: acaba con las manchas e incluso aclara la piel.
  6. Usa limón. El limón es un fruto con propiedades astringentes y antibacterianas por lo que es ideal para remover las células muertas, las bacterias y los malos olores. Sólo tienes que frotar un limón o aplicarte su zumo antes de ir a dormir dejándolo actuar 5 minutos antes de enjuagarte las manos con agua tibia.

Ojos

  1. Aléjate de los aparatos tecnológicos. Olvídate de ver televisión pegada a la pantalla o de leer demasiado cerca de la Tablet, esto provoca un envejecimiento prematuro ocular y crea ojeras. Mantente a unos 50 centímetros de distancia y decansa la vista cada hora de trabajo.
  2. Leche de cardo. Esta planta tiene propiedades desintoxicantes que ayudan a limpiar nuestro organismo de bacterias que suelen ser responsables de algunas afecciones de la piel y de las ojeras.
  3. Vitamina C. Los alimentos con hierro mejoran la oxigenación de los tejidos, por eso debemos aumentar el consumo de verduras de hoja verde y de alimentos ricos en vitamina C.
  4. Rejuvenece tu mirada con nuevos tratamientos. Cada vez son más los tratamientos innovadores que pueden ayudarnos a mejorar el contorno de nuestros ojos, pero no podemos erigirnos como profesionales y empezar a probar mil técnicas diferentes. Lo mejor es contar con profesionales del sector como la dra. Cecilia Rodríguez, especialista en cirugía de párpados, órbita y vías lagrimales.
  5. Algodón y loción hidratante. Humedece unos algodoncitos en loción hidrate y mételos al congelador unos minutos, luego túmbate y aplícalos sobre tus ojos. El frío realiza una vasoconstricción que ayuda a deshinchar el párpado pero recuerda usar siempre loción especial para el contorno de ojos y así te evitarás otros problemas.
  6. Bye, bye coffe. El consumo de café puede producir falta de sueño y, por ende, afectar de forma directa a la aparición de ojeras oscuras.
  7. Y, nunca, jamás uses la hidratante facial en esta zona. Estas cremas tienen demasiada grasa y si el contorno de ojos absorbe demasiado producto se inflará de agua y aparecerán bolsas.