Montar una tienda de lujo

Montar una tienda de lujo

Por autor: 

23 mayo, 2016

Cuando abrimos una tienda y queremos volverla del todo exclusiva, ya que son las que mejor soportan la crisis, debemos tener en cuenta ciertos detalles. Da igual que vendamos ropa, comida, coches, perfumes, cremas o calzado, tenemos que ofrecer algo especial a los clientes para que nos vean como únicos y llegue a estar de moda comprar en nuestra tienda, independientemente del producto que ofrezcamos. Seguro que os suenan esas cafeterías de nombre inglés cuyo café no es especialmente bueno pero casi da un toque de glamour el llevar un vaso de papel suyo por la calle y por el que nos han cobrado más de tres veces el precio de esta bebida en el bar de la esquina de nuestra calle del barrio. Eso es conseguir exclusividad y volverse fashion.

Pues bien, nosotros también podemos cuidar ciertos detalles para hacer de nuestro establecimiento uno de los locales de moda de la ciudad. Vamos a listar algunos de ellos para que podamos salir de compras y equipar nuestro establecimiento.

  • Las bolsas para los productos. Estas son muy importantes porque son imagen de nuestra empresa. Cualquiera que conozca nuestros logos o colores podrá saber que hay un establecimiento cerca de los nuestros solo con ver a otros compradores con la bolsa por la calle. Por eso hay que elegir un buen diseño y llamativo, por ejemplo con el color oro de fondo, para que todos sepan que esa bolsa es nuestra. Y está claro, confiar su fabricación a una empresa que conozca bien el sector para que nos dé un producto de calidad, como es el caso de Plásticos Genil, que con más de 20.000 clientes son una de las empresas líderes en el mercado español de las bolsas de plástico para farmacias y comercio en general. Se dirigen a todo tipo de sectores, ofreciendo desde la bolsa de camiseta impresa de alta y baja densidad hasta bobinas, guantes de látex, vinilo, polipropileno y un largo etcétera.
  • Champán o cava. Este es uno de los detalles que más llamará la atención de los clientes. No en todas partes puedes tener el lujo de tomarte una copa de espumoso mientras están probándote modelitos o comprando bolsos. Pues bien, el hecho de celebrar una compra con el ofrecimiento de una copita o mientras explicamos a nuestros clientes lo bueno que es tal producto nos dará un glamour que nos hará conocidos entre los potenciales clientes que buscan el sentirse especiales. Además, con esto podemos hacer negocio también, ya que podemos llegar a un acuerdo con la firma del cava o del champán para comprarlo al por mayor y ponerlo también a la venta en cajas de madera para aquellos clientes a los que les guste el sabor y deseen llevarse un juego de botellas a casa. Esto mismo lo podemos llevar a cabo con otro tipo de productos, como pueden ser el jamón o los zumos.
  • Otro detalle que nos hará especiales es la forma de envolver los regalos. Muchas empresas son conocidas por esto, como es el caso de los grandes almacenes El Corte Inglés, famosos por su forma de empaquetar, algo que enseñan a los empleados durante los cursos de formación. Pues bien, nosotros podemos hacer esto de una forma todavía más especial, añadiendo una figurita de decoración en medio de los lazos con los que cerramos los regalos, casi recordando a aquella escena de Love Actually en la que el marido infiel quería comprar un regalo para su secretaria y el dependiente (Rowan Atkinson, más conocido como Mister Bean) se afanaba por envolverlo de forma exclusiva y desquiciando al hombre con lo que tardaba por miedo a ser pillado por su mujer.
  • Asimismo, tener un pequeño detalle con el cliente cuando haga una compra en nuestro establecimiento le animará a repetir otro día. Los regalos aquí pueden ser múltiples y no nos supondrán un gran desembolso si los compramos al por mayor. Bolígrafos, mecheros, neceseres, paraguas, taras de perfumes… Cualquier cosa que sea gratuita para el cliente le hará sentirse especial y le animará a repetir la compra.